Somos un grupo de profesionales con diversas trayectorias y disciplinas que está comprometido con las artes escénicas y el desarrollo cultural equitativo en el país.

Nos constituimos como institución sin fines de lucro en 2004, tras el crecimiento y la consolidación del Festival Internacional Santiago a Mil, nuestro proyecto más importante que, desde 1994, se celebra cada mes de enero. Desde ese entonces, como Fundación Teatro a Mil trabajamos orientados a contribuir con la descentralización geográfica, social y económica del acceso a la cultura a través de proyectos de excelencia, programas de formación de públicos, artistas y oportunidades de circulación para compañías chilenas y latinoamericanas.

MISIÓN.

Que el arte contemporáneo y las artes escénicas de excelencia de Chile y el mundo sean fundamentales en la vida del país y de sus ciudadanos y ciudadanas.

¿QUÉ NOS MUEVE?

Nos mueven valores como la diversidad, la libertad, la inclusividad, la tolerancia, el respeto, la colaboración y la innovación. Estamos abiertos a la reflexión de múltiples perspectivas, a la creatividad, a las buenas ideas y a la diversidad de miradas que componen nuestra sociedad.

Contexto

Nos conectamos con nuestro entorno, el país y el mundo. Nos preguntamos dónde estamos, hacia dónde vamos y cómo desde lo que hacemos podemos avanzar en nuestra misión.

Riesgo

Cada año es como un estreno de teatro: no sabemos cuántos recursos tenemos, qué va a pasar con los proyectos ni cómo va a responder nuestro público. Esta incertidumbre nos hace vulnerables y, al mismo tiempo, nos hace estar alerta y es nuestra fuerza movilizadora.

Redes y Comunidad

La trama de colaboradores de la Fundación es amplia, diversa y transversal. Es también dinámica y exigente: modelan nuestro alcance y las oportunidades de acción. En el teatro, y en las artes escénicas, la experiencia es colectiva y colaborativa, así se trabaja con los artistas y así lo experimenta el público.

LÍNEAS DE TRABAJO

Trabajamos todo el año orientados a crear espacios para el encuentro, la participación y el diálogo a través de las artes escénicas, contribuyendo a disminuir las brechas de acceso, congregar a nuevos públicos y apoyar a artistas a concretar sus proyectos de creación, formación y proyección nacional e internacional.

Cada proyecto que desarrollamos está cruzado por cinco grandes líneas de trabajo que guían nuestro quehacer para que las artes escénicas sean fundamentales en la vida de las personas.