María Izquierdo y el teatro familiar: “Es un espacio de mucho juego y de extrema libertad”. | Fundación Teatro a Mil

Usted está aquí

Home Pulso Cultural Noticias María Izquierdo y el teatro familiar: “Es un espacio de mucho juego y de extrema libertad”.
12 julio 2017

María Izquierdo y el teatro familiar: “Es un espacio de mucho juego y de extrema libertad”.

La artista, junto a Elvira López, interpretan una versión musicalizada del éxito literario Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar, de Luis Sepúlveda. Las canta-actrices, acompañadas de un músico, presentan a los personajes y la trama con ritmo, música y humor en un montaje que estará en cartelera entre 13 y el 22 de julio en el Teatro UC

Por Sergio Espinosa

Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar estará en cartelera del 13 al 22 de julio

Es el año 2015 y Chantal Signorio, fundadora y directora del Festival Puerto de Ideas, le hizo una invitación a la actriz María Izquierdo: Hacer una lectura dramatizada de la novela Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar, de Luis Sepúlveda, que ese año participaba del encuentro en Valparaíso. “Ahí yo convoqué a la Elvira (López) y armamos el proyecto Fragmentos en voz alta. Obviamente, tuvimos que editar un montón porque no podíamos leer el libro completo porque es una novela y no podía durar más de una hora”, recuerda la actriz.

Izquierdo se entusiasmó tanto con la idea que ella misma hizo una versión más corta de la historia “guiándome por los acontecimientos que tenían que ver con la acción central”, explica. Sobre la incorporación de la música, cuenta que “con la Elvira fuimos creándola con guitarras con lo que nos iba apareciendo entre las dos. A último minuto integramos a otro guitarrista más”, agrega.

Aquella experiencia quedó grabada en un video y las felicitaciones no se dejaron esperar, tanto del autor de la novela como del público que puedo disfrutar de ese trabajo hace dos años atrás. “Quedamos bien contentas de esta única presentación y con un poquito de hambre de hacerla de nuevo”, confiesa.

La historia se sitúa en un gran puerto y tiene como protagonista al gato Zorbas, quien conoce accidentalmente a una gaviota moribunda, intoxicada por la “peste de los mares”: el petróleo. En sus últimos minutos la gaviota logra poner un huevo y hace prometer al gato que cuidará al pollito y que le enseñará a volar cuando sea mayor. Junto a otros gatos del puerto, Zorbas se empeña en cumplir sus promesas enfrentándose a varias dificultades, pero por sobre todo a la frustración del pollito ante los varios intentos fallidos.

La actriz Elvira López también es parte de este montaje

¿Cómo se concretó este regreso, María?

La Elvira le propuso al Andrés Antonio Kalawski, (Director artístico de programación Teatro UC) que viera el video, y le preguntó si le interesaba hacer una temporada este año para colegios y para el FamFest. Fue todo muy fluido. Después postulamos a un proyecto para tener un poquito de fondos porque nos ampliamos. Ya no es una lectura exactamente, igual hay espacios de lecturas, pero ahora hay una puesta en escena. Incorporamos a Gabriela González, la invitamos para que nos hiciera una propuesta visual de estas atmósferas. Nuestro objetivo nunca fue ilustrar el cuento. Nuestra mirada siempre fue desde contarlo, si bien hay momentos donde los personajes están encarnados por nosotras, la mayor parte del tiempo yo estoy narrando la historia.

¿Por qué te parece atractiva la idea de hacer teatro familiar?

Conozco a muchas personas, que respeto artísticamente, que están haciendo teatro familiar y eso es maravilloso. Yo siempre he hecho teatro familiar e infantil y me encanta. Es un espacio de creación con muchos desafíos, es un espacio de mucho juego y de extrema libertad. Además, mirando desde el punto de vista del espectáculo, es un espacio que no tiene reglas, porque los niños no tienen por qué saber cómo comportarse en un teatro. Entonces la exposición y la relación que se establece con el público es de inmensa interacción, y eso me fascina.

Y hay muchas formas de abordar este tipo de teatro…

A mí me encanta el concepto de radio teatro en vivo, es extremadamente fértil. Pero nosotros, en primer lugar, no indagamos en profundidad en la manipulación de marionetas, por ejemplo, que era una opción. Hay encarnaciones de la gaviota, con muñecos, pero somos completamente conscientes de lo difícil que es ese arte, que es un arte paralelo donde, todavía, no estamos facultadas para llegar y manipular ese muñeco. Digamos que no nos dimos ese permiso.

¿Profundizaron más en el universo sonoro?

Nos dejamos llevar por lo que sabemos hacer, que es contar y cantar. Entonces la indagación del mundo sonoro la hicimos, pero desde el oído, de la música. Por ejemplo, todas las acciones de la humana cuando visita la casa del gato, las estamos haciendo en Foley (técnica para recrear los sonidos naturales, cotidianos y propios de personas y objetos) en vivo y en directo, igual como lo haría un niño. No hemos llegado a ningún tipo de sublimación de aquello, lo estamos haciendo como si fuésemos niños, que es como hacemos teatro finalmente. También hay algunos artefactos que creó Gabi (González), hizo unas cajitas de luz muy bellas y también hizo una ambientación medio minimalista kitsch de Valparaíso, es una mezcla muy especial. Tenemos la reprodución de un fragmento de los murales de Loro Coirón, que es un artista francés que vive en Valparaiso.

¿Qué otro trabajo tuyo podremos ver pronto?

Vamos estar con O’Higgins, con un trío de cuerdas que se sumó, en agosto en Matucana 100. Eso me tiene muy entusiasmada, vamos a estar dos fines de semana.

Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar estará en cartelera del 13 al 22 de julio, de jueves a sábado a las 18 horas en la Sala 2 Eugenio Dittborn, del Teatro UC. Edad recomendada: Primer ciclo básico.  

Volver Ir a Noticias