La vigencia de Jorge Díaz, cartelera teatral recuerda al dramaturgo a 10 años de su muerte | Fundación Teatro a Mil

Usted está aquí

Home Pulso Cultural Noticias La vigencia de Jorge Díaz, cartelera teatral recuerda al dramaturgo a 10 años de su muerte
13 Junio 2017

La vigencia de Jorge Díaz, cartelera teatral recuerda al dramaturgo a 10 años de su muerte

El 12 de marzo se cumplieron 10 años del fallecimiento del dramaturgo Jorge Díaz, uno de los artistas más premiados en la historia de teatro chileno, cuyo trabajo sigue siendo fuente inagotable de inspiración y aporte fundamental para el quehacer teatral en la actualidad.

Diversas actividades se han desarrollado durante este año para conmemorar la muerte de Jorge Díaz, creador de más de noventa obras teatrales, cuarenta piezas de teatro para niños y guionista de radio y televisión. El dramaturgo sigue presente y vigente en la cartelera y el público sigue disfrutando con sus textos.

El primero en sumarse a las actividades de homenaje fue Teatro Ictus, compañía con la que Díaz creó y estrenó en los años 60 sus textos más conocidos en Chile, como El Cepillo de dientes (1961).

En marzo, fueron tres días de eventos gratuitos en honor al artista, que incluyeron la presentación de la obra Textículos ejemplares, el espectáculo Perversiones orales -donde participaron 20 actores como Nissim Sharim, Paula Sharim, Alvaro Rudolphy, María Elena Duvauchelle, Pepe Secall, Adela Secall y Julio Jung- y la presentación del libro El anarquista insomne. Un hombre de teatro, del crítico y académico Eduardoo Guerrero (Editorial Finis Terrae)

 “Es la primera biografía que se escribe sobre Jorge Díaz, la que a su vez tiene por finalidad hacer un llamado a seguir investigando sobre este reconocido dramaturgo. Y es que tal es el nivel de detalles que Jorge nos dejó, que en el título del libro se utilizó una de sus palabras preferidas, ´anarquista´, vocablo que no solo ocupó para nombrar varios de sus escritos, sino que también pretendía materializar en futuras piezas”, explicó Eduardo Guerrero.

Sobre el escenario

Fatiga de material estará en cartelera hasta el 2 de julio en la Corporación Cultural de Las Condes

En la escena teatral santiaguina son tres los montajes que en estos momentos demuestran la vigencia de Díaz. La Corporación Cultural de Las Condes y la Compañía Teatrotres, dirigida por Mauricio Bustos, se sumaron con la puesta en escena de una de sus últimas obras, Fatiga de material (2006), que cuenta la historia de dos actores que se reencuentran en un teatro a punto de ser demolido y rememoran los mejores y peores momentos de sus vidas y del teatro.

La obra, que se presenta con las actuaciones de Gaby Hernández y Humberto Gallardo -quienes el año pasado protagonizaron la exitosa Un jardín secreto, también de Díaz- fue escrita para la actriz Mayté Fernández, quien la estrenó a fines de 2006, junto a Humberto Gallardo, iniciando una itinerancia por el país pocos meses antes de que el dramaturgo falleciera de cáncer a los 77 años.

Bustos explica que eligieron esta obra para homenajear a Jorge Díaz, “porque nos interesaba la temática y sensibilidad del autor en sus últimos días. En esta obra habla del teatro y del oficio del artista”.

Fatiga de material, que estará en cartelera hasta el 2 de julio, es también un repaso por grandes títulos de la escena local. “En el reencuentro, luego de no verse por 30 años, los protagonistas Agustín y María, van rememorando y recreando distintos clásicos del teatro chileno, en lo que ellos participaron, como El tony chico, La negra Ester, El cepillo de dientes, Entre gallos y medianoche, y La pérgola de las flores. Es una comedia poética con un mensaje de esperanza: la función debe continuar”, cuenta el director.

40 años después de su estreno original, Cristián Plana dirige Locutorio (1976), la producción del GAM para conmemorar 10 años de la muerte del dramaturgo. La obra, también titulada Contrapunto para voces cansadas y ganadora del Premio Teatro Breve de Valladolid, se presenta hasta el 17 de junio con las actuaciones de Alejandro Sieveking y Millaray Lobos.

“Es una obra desconcertante, mínima, pero llena de reflejos que la tornan inquietante y peligrosa. Yo he trabajado antes con textos breves y me interesan porque se pueden explorar libremente y expandir, llenándolos de detalles que tienen relación con lo escénico. Jorge Díaz era consciente de que su obra era un material abierto que requería ser completado, pero no clausurado, por otro”, dice el director.

Un hombre mayor le habla a Elisa, su mujer, dentro de un locutorio. Ahí los dos dicen ser el que está visitando al otro. ¿Quién dice la verdad? ¿Quién está libre y quién encerrado? ¿O los dos están recluidos sin darse cuenta? A pesar de las dudas y del vidrio que los separa, ellos logran encontrarse. “Es el tiempo de la mente, de cuando la vejez se tiñe de cierta locura y las épocas se confunden”, explica Plana y agrega que “la idea ha sido potenciar la ambigüedad. No cerrar ni responder la gran pregunta de la obra de saber quién está recluido, quién es la visita y quién el visitado”.

El cepillo de dientes estará sobre el escenario hasta el 24 de junio en el Teatro UC

El cepillo de dientes debe ser una de las obras más visitadas del autor, que volvió a Chile en 1993, cuando se convirtió en el primer ganador del recién creado Premio Nacional de Artes de la Representación. Es precisamente esta obra la que ha tenido una exitosa temporada en el Teatro UC.

El texto, definido como una mirada sobre los vicios del matrimonio y de las relaciones humanas, con acento en el humor, la superficialidad, la mentira y la manipulación, estará sobre el escenario hasta el 24 de junio en una versión contemporánea, dirigida por Álvaro Viguera, y actuada por Geraldine Neary y Luis Cerda.

 

Volver Ir a Noticias