Alejandro Sieveking es condecorado con el Premio Nacional de Artes de la Representación 2017 | Fundación Teatro a Mil

Usted está aquí

Home Pulso Cultural Noticias Alejandro Sieveking es condecorado con el Premio Nacional de Artes de la Representación 2017
25 agosto 2017

Alejandro Sieveking es condecorado con el Premio Nacional de Artes de la Representación 2017

El actor, director y dramaturgo de 82 años recibió el reconocimiento entregado por el Ministerio de Educación. “El jurado basó su decisión en mérito a su prolífica producción dramática, reconocida nacional e internacionalmente, la cual prevalece en el tiempo”, dijo la Ministra Adriana Delpiano sobre la decisión.

Un llamado sorprendió esta mañana al actor y dramaturgo Alejandro Sieveking. Al otro lado del teléfono le hablaba Adriana Delpiano, Ministra de Educación, quien lo contactaba para informarle que su nombre había sido escogido como el nuevo Premio Nacional de Artes de la Representación.

La decisión fue dada a conocer la mañana de este viernes 25 de agosto, luego que se reuniera el jurado también integrado por el Rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi; Rector de la Universidad Católica de Temuco y representante del Consejo de Rectores (CRUCH), Aliro Bórques; Representante de la Academia Chilena de Bellas Artes, Gustavo Meza; y Héctor Noguera, quien fuese el último galardonado, en 2015.

El jurado (de izquierda a derecha): Gustavo Meza, Héctor Noguera, Adriana Delpiano, Ennio Vivaldi y Aliro Bórquez

“El jurado basó su decisión en mérito a su prolífica producción dramática, reconocida nacional e internacionalmente, la cual prevalece en el tiempo”, explicó la ministra sobre el fallo unánime. “También por su destacada trayectoria como actor, director, diseñador y fundador de importantes compañías. A esto se agrega su labor como formador de artistas en el área de las artes de la representación”, agregó.

Por su parte, Héctor Noguera destacó a Sieveking como un integrante de un destacado trío de autores chilenos junto a Egon Wolff y Juan Radrigán. “Hay otros que también lo son, pero Alejandro faltaba que completara esta figura, esta triada, de importantes dramaturgos. De no haber estado él, creo que se habría provocado un desbalance. Nos pareció justicia colocarlo a él a la misma altura de los otros premios nacionales, con respecto a la dramaturgia”.

Además, el también director teatral agregó: “Alejandro no solo es un reconocido dramaturgo, sino también es reconocidamente una gran persona. Como compañeros de trabajo se nota no solo por su especial talento, sino también por su gran generosidad. Trabajar con él es estar con alguien de enorme sabiduría y generosidad y eso hace que el trabajo siempre sea muy fructífero y alcance un gran nivel en las artes y como aporte en lo humano”.

El Premio Nacional –máximo reconocimiento que otorga el Estado de Chile, a chilenos que destacan por su excelencia, creatividad, aporte trascendente a la cultura nacional y al desarrollo del saber y de las artes–, se entrega cada dos años y junto a un diploma que inmortaliza el reconocimiento, también contempla un monto de $18.125.000 y una pensión vitalicia mensual de 20 UTM (más de $900.000).

60 años de carrera

Andrés Alejandro Sieveking Campano (Rengo, 1934), entró al mundo de las Artes Escénicas cuando estudiaba Arquitectura en la Universidad de Chile, y participó de la obra Encuentro con las sombras. Este hecho lo motivó a ingresar en 1956 al Instituto del Teatro de la misma casa de estudios.

Alejandro Sieveking y Bélgica Castro

Allí conoció a Víctor Jara, quien dirigió parte de sus primeros trabajos, como Parecido a la felicidad, obra con la que ganó en 1959 el Premio Municipal de Teatro de Santiago, y con la que realizó una gira por Cuba, México y otros países latinoamericanos. También fue así con el clásico chileno La remolienda, cuya música es autoría del fallecido cantautor.

Además de dramaturgo y director, Sieveking se desarrolló como actor en diversos montajes del Teatro Experimental (actual Teatro Nacional Chileno), del ICTUS, del Teatro de la Universidad Católica, Teatro del Ángel y del Teatro Itinerante.

Tras el golpe de Estado, emigró en 1974 a Costa Rica, junto con su esposa, la también actriz y Premio Nacional, Bélgica Castro. Juntos continuaron trabajando en San José con la compañía Teatro del Ángel, hasta que regresaron a Chile diez años después.

En más de seis décadas dedicadas a las artes escénicas, Alejandro Sieveking se ha transformado en autor de innumerables obras, como El fin de febrero (1958), La coronación de Pierrot (1958), Ánimas de día claro (1959), La remolienda (1965), Tres tristes tigres (1967), La mantis religiosa (1971), La virgen del puño cerrado (escrita en 1973 y estrenada al año siguiente con el título de La virgen de la manita cerrada), La comadre Lola (1985), y La fiesta terminó (2005). Además, ha escrito las novelas La señorita Kitty (1994) y Bella cosa mortal (2008), y ha tenido roles protagónicos en las películas Play (2005), La vida me mata (2007), Gatos viejos (2010) y El club (2015).

Todo ese trabajo le ha permitido recibir 18 importantes premios en Chile, Cuba y Costa Rica, como el Premio Casa de las Américas (1975), Premio Mejor Director otorgado por el Ministerio de Cultura de Costa Rica (1976, 1982 y 1985),  Homenaje de la Escuela de Teatro de la Universidad de Chile a Bélgica Castro y Alejandro Sieveking (2007), Premio Altazor al Mejor Actor de Cine (2008);  la Medalla al mérito artístico y cultural “Pablo Neruda, otorgada por el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes (2013); Homenaje de Sidarte por aniversario de 50 años de La Remolienda (2015) y el premio Mejor Actor por “El Invierno”, Festival de Biarritz, Francia (2016).

Actualmente, Alejandro es profesor de la Universidad Católica, vicepresidente de la Sociedad de Autores Nacionales de Teatro, Cine y Audiovisuales (ATN), organismo que agrupa y protege a dramaturgos y guionistas, y miembro de la Academia de Bellas Artes de Chile.

Foto superior: Fundación Teatro a Mil

Volver Ir a Noticias